El movimiento sufragista

sufragistas

Una de las revoluciones sociales más importantes que vivió con intensidad el pasado siglo XX fue, sin lugar a dudas, la lucha por el derecho a voto de las mujeres. Conocida mundialmente como Sufragismo, fue una de las consecuencias de lo que los expertos han venido a denominar la “Segunda Revolución Industrial”, que trajo consigo una serie de cambios dentro de los países desarrollados (haciendo referencia en este caso sobre todo a Europa y Estados Unidos) y que tuvieron su plasmación en los distintos ámbitos: como el político, el económico y el social.

Del mismo modo, la incorporación de la mujer al trabajo como consecuencia directa de la Primera Guerra Mundial (con motivo de la marcha de gran parte de la población masculina al frente), constituyó otro elemento clave en la fundación y movilización de las sufragistas: la toma de conciencia de su valor dentro de la sociedad, sirvió como aliciente a sus demandas.

Aunque sus comienzos datan de finales del siglo XIX, cada una de las naciones donde las sufragistas buscaban abolir el sufragio universal masculino (según el cual tan sólo los varones tenían potestad para votar) sufrió su propia evolución, consiguiendo su objetivo en fechas diferentes y con un desarrollo de los acontecimientos, aunque parecido, distinto.

Las principales metas de este movimiento feminista no eran otras que las siguientes, la consecución como decimos del derecho a voto, pero también una mejoría en la educación femenina, conseguir la capacitación profesional y una apertura de los horizontes laborales (hasta ese momento muy limitados para las mujeres); del mismo modo, se perfilaba como uno de los rasgos más importantes la igualdad entre los sexos dentro de la familia, como una de las medidas básicas para evitar la subordinación de la mujer, así como la doble moral sexual hasta entonces imperante.

Con los países anglosajones a la vanguardia (Inglaterra y Estados Unidos), el resto de naciones europeas fueron consiguiendo progresivamente el derecho al voto para las mujeres, no sin antes haber protagonizado estas una amplia movilización colectiva y, en muchas ocasiones, unas duras represalias.

Foto Vía: guerracivil1936.galeon.com

Publicado en: Edad Contemporanea

Tags: ,

Imprimir Imprimir




1 comentario

  1. Elena Rubio dice:

    Como van a hacer una pagina de la cual no se puede copiar la informacion? entonces la pagina no sirve, porque no se puede trabajar…

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top