La historia de la Capilla Sixtina

Capilla Sixtina

Conocida mundialmente por ser el lugar donde se realizan los cónclaves papales, la Capilla Sixtina es, no obstante, la capilla que pertenece a la Capilla Pontificia (es decir, el grupo de personas que han sido elegidas para conformar el ámbito más cercano del Papa dentro de la Santa Sede; son partícipes tanto de las actividades religiosas, como de las civiles).

Siendo la más famosa del Palacio Apostólico, localizado en la Ciudad del Vaticano, se encuentra situada en la parte derecha de la Basílica de San Pedro, en sus orígenes formaba parte de una fortaleza.

Debe su nombre al papa Sixto IV (último tercio del siglo XV) y estaba establecido dentro del calendario papal que debían de ser 50 las ocasiones dentro del año en el que en ella debían de reunirse el cónclave al completo. Dentro de las cuales 35 eran misas, incluyendo la de Navidad y la de Pascua, entre las que 8 de ellas se oficiaban en basílicas, por lo general en la Basílica de San Pedro; las otras 27 eran celebradas dentro de la Capella Maggiore (que recibía su nombre de la “Capilla Magna”), sobre la que se construyó la actual Capilla Sixtina.

Está documentado que esta Capella Maggiore ya existía en 1368 pero que en época de Sixto IV se encontraba en estado de ruinas, por lo que la construcción de la nueva vino provocada por este hecho.

Diseñada por Baccio Pontelli y levantada por el arquitecto Giovanni de Dolci entre 1473 y 1481, cuya arquitectura rememora el Templo de Salomón, la decoración fue encargada a grandes artistas del Renacimiento de la talla de Botticelli, Ghirlandaio, Perugino o Miguel Ángel. Este último se encargó de pintar la enorme bóveda entre 1508 y 1512, donde está representada la famosa obra de “El juicio final”, una de las cumbres de la pintura universal. Sin embargo, se dice que al renombrado artista no le agradó nada el encargo, puesto que entendía que tan sólo iba dedicado a agradar la necesidad de grandeza papal.

El 15 de agosto de 1483 fue oficiada la primera misa dentro de la Capilla Sixtina donde fue consagrada al culto de la Virgen María.

Foto Vía: Mundoenred.com

Publicado en: Edad Moderna

Tags: ,

Imprimir Imprimir




1 comentario

Comments RSS

  1. Carlos dice:

    Excelente reseña sobre la Capilla Sixtina

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top